Jill Stein, candidata verde a la presidencia de Estados Unidos

Por Lucas Manetti, miembro de Europe Écologie-Les Verts

Jill Stein, candidata verde en EEUU (2012)

Jill Stein ha sido elegida candidata del GPUS a la elección presidencial estadounidense después de una primaria organizada en el seno del partido, que cuenta con unos 300.000 miembros. Esta pediatra de 62 años a tomado el relevo de Ralph Nader, candidato del GPUS en 1996, 2000, 2004 y 2008. Su carrera le ha llevado a estudiar las consecuencias sanitarias del medio ambiente sobre el ser humano y es por lo tanto de una manera muy natural que fue contactada por el Green Party en 2002 para ser candidata de los ecologistas a la elección del Gobernador de Massachussetts. En un debate televisivo organizado en el marco de esta campaña cruzó su dialéctica con… Mitt Romney.

Una candidata próxima al movimiento Occupy

El presupuesto raquítico y la ínfima exposición mediática que sufre Jill Stein explican sin duda en parte el acercamiento entre el GPUS y el movimiento Occupy, nacido hace un año en Wall Street. Compartiendo valores comunes, en particular en materia de descentralización del poder político y también económico, el GPUS, y en consecuencia Jill Stein, compensan su infra-representación  mediática invirtiendo en las plafaformas alternativas utilizadas por Occupy. El principal canal de comunicación del movimiento es por supuesto internet, las redes sociales y los blogs, que constituyen canales eficaces para difundir la palabra política de Jill Stein y permitiéndole llegar así a una franja de población en parte decepcionada por el balance de Barack Obama. Es así que a modo de protesta contra el exclusivismo del debate Obama/Romney, un contra-debate entre Stein y el candidato del partido Libertario, Gary Johnson, ha sido organizado el 18 de octubre por la Independent Voters Network (IVN, una plataforma colaborativa en línea cuyo credo es el de animar a los ciudadanos estadounidenses a discutir sobre su sistema político para hacerlo progresar).

El Green New Deal: “Vivir mejor” a la estadounidense

En la crisis que atraviesa Estados Unidos, Jill Stein propone a los electores estadounidenses un Green New Deal. A su lectura, encontramos muchas similitudes entre este programa y el que Europe Écologie – Les Verts a propuesto recientemente a los franceses y que constituye la guía de acción de los diferentes cargos electos del partido. El texto es notoriamente más breve y reposa sobre cuatro pilares:

  • Un Economic Bill of Rights que propone un conjunto de derechos económicos y sociales apuntando en particular a promover un sistema universal de salud, a derogar las matrículas en las universidades, anular las deudas contraídas por los estudiantes y establecer de manera inmediata una moratoria sobre los deshaucios.
  • Una transición verde a través de inversiones en tecnologías verdes, y una redistribución de los fondos públicos destinados a la investigación  consagradas a energías fósiles hacia la solar, eólica y térmica.
  • Una reforma del sistema financiero con medidas tales como la reducción del tamaño de los bancos, un impuesto del 90% sobre los bonus distribuidos por los bancos que hayan sido auxiliados por el Estado y la restauración de la Ley Glass-Steagall de 1933 que imponía a los bancos una estricta separación de las actividades de ahorro y de inversión.
  • Una democracia funcional: revocando varias legislaciones liberticidas como el Patriot Act y reduciendo la importancia del complejo militar-industrial a través de una reducción del 50% del presupuesto militar. Además, el Green New Deal propone eliminar determinadas ambigüedades jurídicas de la Constitución perjudiciales a los derechos de los ciudadanos estadounidenses.

Jill Stein ha recibido el apoyo del célebre lingüista Noam Chomsky, de Richard Stallman, conocido por el gran público por ser uno de los padres de los programas informáticos libres, así como de Chris Hedges, periodista de guerra, premio Pulitzer 2002. Si ella tiene esta vez pocas posibilidades de transformar la Casa Blanca en una Casa Verde, apostemos a que su activismo permitirá a la ecología ganar progresivamente el lugar que merece en el debate político estadounidense.

Traducción de Carlos Alberto Martins, miembro de Equo.

Enlace del artículo original (Publicado el 22 de octubre de 2012):

Lectura íntegra del artículo en EcoPolítica

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s